El tabaco castiga demasiado al corazón
Escrito por Agencia Comstat Rowland   
Jueves, 17 de Septiembre de 2009 10:18

altEl humo del tabaco contiene sustancias tóxicas que producen efectos muy diversos en las plaquetas y el endotelio vascular, contribuyendo a la aparición de alteraciones cardiovasculares a corto y largo plazo. Es por esto que el tabaquismo es uno de los factores de riesgos más importantes en la aparición y desarrollo de la enfermedad coronaria, accidentes cerebrovasculares, endurecimiento de las arterias y ateroesclerosis.
La doctora Maritza Durán, médico internista, explicó que “de acuerdo a los resultados arrojados por diversos estudios clínicos- el consumo promedio de 20 cigarrillos diarios aumenta la incidencia de infarto hasta nueve veces más, en comparación con quienes no sufren de tabaquismo”. 


Una de las causas por las que se le asocia a la aparición de patologías cardíacas, es debido a que los agentes tóxicos del cigarrillo generan daños en el endotelio vascular -capa que recubre el interior de los vasos sanguíneos-, aumentando la progresión de ateroesclerosis en 50%, en comparación con los no fumadores, favoreciendo la aparición de trombosis.


“El simple hecho de fumar, altera la cantidad de lípidos en la sangre de manera adversa, elevando el colesterol malo y disminuyendo el colesterol bueno”. Esta adicción, también puede generar aumento en la frecuencia cardiaca y la presión arterial, acotó la especialista. 


La doctora Maritza Durán indicó que, cuando el tabaquismo se presenta en combinación con otros factores de riesgo de enfermedad cardiovascular, como hipertensión arterial, dislipidemia u obesidad, el riesgo de presentar afecciones  cardíacas es aún mayor, elevándose de manera exponencial. 


El tabaquismo influye también debilitando la pared endotelial del sistema cerebrovascular, lo que conduce a un mayor daño del cerebro por los eventos que ocurren en la etapa secundaria del ACV.

Regálese vida y salud
El tabaquismo es un factor de riesgo importante en el desarrollo de hasta 25 enfermedades, entre las que se mencionan: la enfermedad pulmonar obstructiva crónica  - EPOC-,  enfermedad coronaria, cáncer pulmonar, de vejiga y  riñón, úlcera duodenal y leucemia mieloide aguda.


Los pacientes que abandonan el consumo del tabaco logran alcanzar beneficios inmediatos: el monóxido de carbono desaparece de la circulación sanguínea 24 horas luego de dejar de fumar, y el olfato y el gusto se recuperan tras 3 días. En cuanto al riesgo cardiovascular, éste desciende 50% en el primer año. Después de 5 a 10 años, el riesgo de padecer cáncer de boca, pulmón, páncreas y esófago es similar al de un no fumador.
El neumonólogo José Silva resaltó la importancia de tomar en cuenta los beneficios, tanto inmediatos como a largo plazo, del proceso de cesación tabáquica, destacando que no hay mejor regalo que brindarse a sí mismo más salud y una nueva oportunidad de vida.





Beneficios de la cesación tabáquica

•    El abandono del tabaquismo conlleva a una disminución significativa del riesgo cardiovascular, alcanzado niveles de riesgo similares a los de la población no fumadora.

•    Si la persona deja de fumar,  el riesgo durante el primer año cae en 50% y a los dos años, es igual al de un no fumador, independientemente de cuánto tiempo y qué cantidad haya fumado.

•    Las personas que combinan el empleo de un tratamiento farmacológico para dejar de fumar con un programa de apoyo profesional,  incrementan sus posibilidades de alcanzar el éxito de su meta.


blog comments powered by Disqus
 
OpinionyNoticias.com no se hace responsable por las aseveraciones que realicen nuestros columnistas en los artículos de opinión.
Estos conceptos son de la exclusiva responsabilidad del autor.


Videos



opiniónynoticias.com