La UCAB creará academia gastronómica, de moda y costura y de eSports
Escrito por Fuente Externa   
Jueves, 28 de Octubre de 2021 09:17

altUna academia de formación gastronómica, una de moda y costura y una de ESports o deportes digitales son las novedosas ofertas académicas

que pondrá en marcha la Universidad Católica Andrés Bello en los próximos meses, como parte de la diversificación que ejecuta en el marco de su Plan Estratégico UCAB 2023.

La información fue adelantada, este 27 de octubre, por el rector de la universidad, Francisco José Virtuoso, durante la Lectio Brevis 2021-2022, clase magistral que dicta la máxima autoridad ucabista con motivo del inicio del año académico, en la que ofrece reflexiones sobre los desafíos de la institución y expone los lineamientos para la casa de estudios durante los próximos 12 meses.

En la conferencia, titulada “Vivimos y asumimos nuestros retos” y presentada en el Aula Magna de la UCAB, Virtuoso indicó que las tres nuevas academias se sumarán a los diplomados y cursos cortos que ya se están ofreciendo desde el Secretariado de Extensión Académica y Vinculación con las Organizaciones, incluyendo las Certificaciones Tech en manejo de tecnología y oficios modernos, y las certificaciones en desarrollo de competencias personales para alumnos de bachillerato y estudiantes universitarios.

El rector también mencionó que se están actualizando los currículos de los programas de postgrado y anunció que la universidad se está preparando para desarrollar una Facultad dedicada a estudios de la salud.

Hemos elaborado más de 20 propuestas de nuevas carreras de pregrado, entre licenciaturas y técnico medio, para su aprobación por el Consejo Nacional de Universidades, y nos estamos preparando para crear una nueva Facultad en Ciencias de la Salud, a través de la plataforma que nos ofrece el Centro de Salud Santa Inés”, aseveró el sacerdote jesuita, quien indicó que estas iniciativas forman parte de las respuestas que está dando la universidad, para hacerle frente la crisis nacional y adaptarse a los cambios del sector universitario.

“Estos tiempos duros, difíciles y complejos los hemos transitado con coraje, decisión, valentía e inteligencia; mirando el mundo con visión estratégica, en equipo, escuchándonos mucho, en permanente discernimiento de lo que Dios nos pide en esta hora, evaluando resultados, introduciendo continuamente mejoras, desde lo que la sana crítica y la evaluación ponen delante de nosotros”.

Como ejemplo de esto, Francisco Virtuoso mencionó la profundización que, durante el año y medio de pandemia, viene haciendo la universidad en el uso de las tecnologías de información y comunicación para fortalecer los procesos de docencia y educación remota. 

Avanzamos en un plan maestro de virtualización que nos permitirá ampliar el alcance nacional e internacional de nuestra oferta formativa”, comentó, a la vez que informó que la institución trabaja para ser una universidad estructuralmente mixta, en donde sea posible combinar adecuadamente la educación a distancia y educación presencial de manera orgánica y complementaria”.

La máxima autoridad ucabista celebró que, nuevamente, la institución haya sido reconocida en el ranking QS como la mejor universidad privada del país, una de las cuatro primeras e Venezuela y, además, una de las 100 mejores del Latinoamérica. «De acuerdo con este ranking, la UCAB destaca particularmente en dos aspectos: reputación entre los empleadores (renglón en el que obtuvo una puntuación de 91,4 sobre 100) y reputación académica (75/100 puntos)».

También recordó que la universidad está emprendiendo iniciativas asociadas a los otros dos grandes objetivos del Plan UCAB 2023: la conexión con otras organizaciones y la sostenibilidad.  Sobre lo primero, informó que la universidad sigue creciendo en sus capacidades de vinculación con empresas y otros actores y acaba de inaugurar el Centro para el Fortalecimiento del Tercer Sector (dirigido a atender a ONG y organizaciones de la sociedad civil). Respecto a la sostenibilidad económica, refirió el “sano equilibrio” que ha logrado la institución entre el costo de la matrícula y la adecuada remuneración de docentes y empleados, sin olvidar al 40% de estudiantes que recibe alguna proporción de beca.

“El milagro de la UCAB es posible gracias a una eficiente administración, a la generosidad de muchos donantes y a los convenios de cooperación en donde empleamos las capacidades de la universidad para obtener recursos adicionales”, aseveró.

Discernimiento  y conversión

La Lectio Brevis 2021-2022 fue presentada en un acto protocolar en el que estuvieron presentes las autoridades rectorales, los decanos y directores de escuela, además de empleados, estudiantes y un grupo de graduandos de la Facultad de Ingeniería, quienes recibieron su título al finalizar la ceremonia.

La actividad -desarrollada respetando las medidas de bioseguridad- sirvió para recordar la celebración del Año Ignaciano, conmemoración de los 500 años de la conversión del fundador de la Compañía de Jesús, orden religiosa a la que está confiada la UCAB desde su nacimiento, en 1953.

El sacerdote jesuita César Muziotti, director de Identidad y Misión de la UCAB, ofreció a los presentes una oración en la que resaltó la espiritualidad ignaciana como expresión del diálogo entre la fe y otros elementos del desarrollo humano, como la razón, la ciencia y la búsqueda de la justicia social”.

A propósito de esto, Francisco José Virtuoso recordó en su discurso que la UCAB forma parte de un conglomerado de universidades jesuitas que se distingue “por el acompañamiento integral a nuestros jóvenes, la formación intelectual seria y rigurosa, la capacitación para afrontar con entereza la vida y, todo ello, para ser más y mejores personas al servicio de los demás”.

Por ello, llamó a los miembros de la comunidad ucabista a poner en práctica el discernimiento –una de las enseñanzas de San Ignacio- para afrontar las dificultades del contexto socioeconómico venezolano, y en especial, el de la educación superior.

“Hoy la institución universitaria en Venezuela sufre una terrible hora oscura y necesitamos declararnos en reflexión y discernimiento permanente. ¿Cómo somos efectivamente educadores de jóvenes en un contexto en donde se estrechan las oportunidades, en un país en donde las empresas y las instituciones se diluyen, en donde la crisis económica marca el futuro? ¿Cómo ser una casa de resiliencia y resistencia frente a la adversidad que amenaza a estudiantes y profesores, cómo ser portadores de esperanza de un futuro mejor para nuestras comunidades de referencia?”.

En ese sentido, también pidió «pensar, imaginar y soñar un futuro alternativo” para la universidad y el país, tomando como ejemplo la conversión de Ignacio de Loyola.

“La conversión no es otra cosa que liberar la libertad para centrarnos en lo verdaderamente importante, en lo que nos permite crecer como personas, desplegando nuestras mejores posibilidades. En medio de una sociedad que ha sustituido la voz de los intelectuales por los influencers, el esfuerzo y trabajo que garantizan metas estables en el tiempo por la satisfacción inmediata, el conocimiento por la utilidad que brinda beneficios inmediatos, la razón por la emotividad, la dignidad por el sálvese quien pueda y como pueda, el nosotros por el individualismo; en medio de este clima, el reto, como bien dice un buen amigo jesuita, es convertirnos en gente sólida para tiempos líquidos. Esta universidad debe ser una gran academia que nos prepara para la solidez humana, ética, intelectual y afectiva, para asumir críticamente y con sentido de oportunidad los retos que enfrentamos como sociedad contemporánea”, finalizó.

La Lectio Brevis 2021-2022 del rector de la UCAB, Francisco José Virtuoso, está disponible, para descarga y lectura, haciendo clic aquí

 

|*|: Texto: Efraín Castillo/Fotos: Manuel Sardá

 


blog comments powered by Disqus
 
OpinionyNoticias.com no se hace responsable por las aseveraciones que realicen nuestros columnistas en los artículos de opinión.
Estos conceptos son de la exclusiva responsabilidad del autor.


Videos



opiniónynoticias.com