El títere chavista
Escrito por Editorial (El Nacional)   
Lunes, 06 de Julio de 2009 08:04

altAl presidente Chávez no le ha quedado otro camino que reconocer que el gobierno venezolano interviene directamente en los asuntos de Honduras, al mandar al derrocado Manuel Zelaya a Tegucigalpa en un avión venezolano. Son varios los aviones que, según las fuentes periodísticas, han partido en los últimos meses desde los aeropuertos de Maiquetía, Managua o La Habana con destino a la capital hondureña, transportando todo tipo de material electoral y de propaganda, de equipos electrónicos y de personal entrenado, así como supuestos maletines repletos de petrodólares para financiar actividades subversivas.

 

El hallazgo de tres millones de dólares en efectivo en la residencia de Manuel Zelaya abre una gran interrogante sobre la penetración de los servicios secretos de Venezuela, Cuba y Nicaragua en suelo hondureño. No se sabe hasta qué punto el chavismo penetró en estos últimos años en la institución militar y en sus cuerpos policiales, con el fin de preparar una alternativa de fuerza favorable a Manuel Zelaya si éste ganaba (mediante el fraude) la consulta sobre la Constituyente.

 

Lo grave y lo vergonzoso es que la mayoría de los presidentes de América Latina no coloquen sobre la mesa, paralelamente al pecado de la intervención del Ejército a favor de la Constitución en Honduras, la intervención abierta, cínica y grosera de Fidel Castro y Hugo Chávez en la política nacional hondureña. Son dos actos profundamente vinculados al respeto de la vigencia de los principios democráticos en cualquier lugar del mundo: cero intervención de fuerza y cero intervención extranjera, como ahora está haciendo Venezuela.

 

La pregunta esencial en estos casos es una sola, y debemos formularla aunque parezca idiota y ridícula: ¿Son los hondureños tan infantiles, desordenados y corruptos para necesitar la tutela de un padre despótico y autoritario, que les diga cómo comportarse, a quién dirigirse para satisfacer sus anhelos de justicia social o para impulsar el desarrollo económico de las clases más necesitadas? ¿Qué sabe Chávez de Honduras (apenas conoce Centroamérica) si ni siquiera sabe a ciencia cierta sobre lo que desea la propia Venezuela, más allá de la que él financia y maneja a sus anchas? Las últimas encuestas le han enfriado el guarapo al presidente Chávez: los venezolanos le huyen como a la peste al arruinado comunismo cubano y, mucho más, al socialismo corrupto del siglo XXI, que sólo disfrutan a sus anchas sus amigos más íntimos.

 

El presidente Chávez habla de la burguesía hondureña y no se refiere para nada a la nueva burguesía venezolana a la que él, corrupta y familiarmente, le da el tetero y le pone los pañales. Todo el mundo sabe que desde la sede de la Presidencia se firman decretos, se impulsan leyes y motorizan resoluciones ministeriales para proteger a un sector económico que se enriquece a costilla de los venezolanos. Ese es el modelo que quiere llevar a Honduras: el de los militares chavistas ricos.


blog comments powered by Disqus
 
OpinionyNoticias.com no se hace responsable por las aseveraciones que realicen nuestros columnistas en los artículos de opinión.
Estos conceptos son de la exclusiva responsabilidad del autor.


Videos



opiniónynoticias.com