Plan Planilla y maqueta a toda marcha
Escrito por Enrique Pereira   
Lunes, 09 de Mayo de 2011 04:49

altNo Chávez…no son colas para inscribirse en el PSUV. Arrancó el plan Vivienda. Arrancó, más bien, el censo para que llenen una planilla y presenten una solicitud,

los que está interesados en recibir una vivienda de manos del Gobierno. Larguísimas colas en los centros asignados para esa actividad, tal como si se tratare de una cola para recibir un regalo. No es para menos.

Hace un par de años qué el PSUV solicitó que los aspirantes a militantes –nunca supe cuando los aceptaron- se inscribieran en las Plazas Bolivar de todos los pueblos y ciudades de Venezuela. Jamás me llamó la atención una cola, pero se ufanaban de decir que millones de personas abarrotaban esos lugares. Finalmente nos vendieron la idea de que el partido había inscrito en sus filas más de siete millones de personas. El plan Vivienda entonces inscribirá, si lo juzgamos por las colas, más de veinte millones de seres. Considere usted que sólo el jefe de familia va a inscribirse y las colas eran interminables. Siempre la trampa se les dibuja en cualquier esquina.
No queda un solo argumento vivo para ganar votos. Se lo apostaron todo a este engaño masivo, que pretende prometerles a los venezolanos una cantidad de viviendas que el gobierno no está en capacidad de realizar. No bajo la figura socialista que pretende usar, que no logra ni tan siquiera concluir las que ya estaban listas para entrega en noviembre del año pasado.

El pasado trece de diciembre –esta semana se cumplen cinco meses- el ministro Farruco nos mostraba, en cadena nacional con el presidente Chávez, una maqueta de cartón de los edificios que se entregarían en el Nuevo Circo en catorce meses. Edificios de 6 pisos, con 900 apartamentos de 62 metros cuadrados, con 2 ó 3 habitaciones. Cametro entregaría en abril los primeros edificios –¿cuál abril?¬- construidos por la empresa en la Avenida Lecuna. Ya faltan nueve meses para la prometida entrega y no han movido ni siquiera el polvo. Polvo había ayer en la Limonera, bajo los pies del “prometedor de oficio”.

Chávez y todo el gobierno se olvidaron de gobernar y de producir resultados. El único resultado que se persigue es la captura, por cualquier vía, de potenciales votos para dos mil doce. A ningún funcionario le importa si Venezuela se nos viene abajo, toda la estructura gubernamental, se dedica de lleno al proceso. En esa figura, cada día producen menos satisfacción y cada día algo nuevo se les desarma, tal como pasó en Guayana, la Electricidad, el Metro, los Hospitales, las empresas de cemento, El Sambil de La Candelaria, las empresas ferroviarias, Los mercados Bicentenarios y hasta los inventarios de Mercal y Pdval. Tamaño desastre en creciente desarrollo.

Chávez, el hombre de los múltiples oficios, trabaja todos los días a paso redoblado para producir votos para la oposición. Sigue creyendo que el engaño le servirá, como siempre, para sacarlo de abajo. Pendejos los que creen que pueden seguir engañando al pueblo. Sigue así Chávez que vas por buen camino.

@pereiralibre


blog comments powered by Disqus
 
OpinionyNoticias.com no se hace responsable por las aseveraciones que realicen nuestros columnistas en los artículos de opinión.
Éstos conceptos son de la exclusiva responsabilidad del autor.

opiniónynoticias.com