Catarsis
Escrito por Nicomedes Febres Luces   
Lunes, 04 de Marzo de 2019 08:16

altPasó la conmemoración del 27 de febrero de 1989 y no me fijé si el régimen celebró esa fecha luctuosa para Venezuela.

Antier, cuando pasé por allí me vi accidentalmente rodeado de una caterva de malvivientes motorizados de franelas rojas en PDVSA de La Campiña que salían en manada a eso de las once de la mañana.

Era acaso medio centenar del lumpen en moto y no sé si se dirigían a acosar a nuestros diputados, a asistir a algún mitin, a cometer un crimen o festejaban el Día del Malandro Socialista. No me detuve a conversar con ellos porque andaba apurado y porque ellos estaban saliendo. Pero después me puse a pensar en lo que fue aquél 27 de febrero cuando comenzaron a llegar heridos y muertos a todas las clínicas y hospitales de Caracas y tuvimos que operar a un gentío para salvarle la vida. Creo que se ha mistificado esa fecha, y aun se discute si fue algo provocado por ellos como dice el régimen, o si fue algo espontáneo producto de la catarsis popular que da salida a combustiones sociales largamente esperadas. Lo he conversado con mucha gente vinculada con la seguridad policial y las hipótesis llegan hasta a explicar la muerte del comandante Acosta Carles, el hermano del eructo, quien aparentemente era el verdadero jefe del 4 de febrero del 92.

Cuando los sociólogos disertan del 27 de febrero de 1989, nunca calculan que pese a la represión que hubo, y que nos consta a los médicos que vimos a los heridos, uno debe incluir en el análisis a las elecciones siguientes de diciembre de ese año para gobernadores y alcaldes que le dieron el poder a AD y Copei, al MAS en Aragua y Zulia y a Causa R en Bolívar.

AD y Copei y el MAS capitalizaron el 90% de los votos pocos meses después y nadie denunció fraude alguno. Y esas elecciones populares de gobernadores y alcaldes fueron más revolucionarias que todo el parapeto “revolucionario” de estos forajidos y de hecho son de las cosas que tienen en pie la resistencia en esta época. Personalmente creo que siempre hay en todas sociedades razones profundas para que se desate el caos en un momento dado y siempre se citan aparentes causas circunstanciales de lo que desencadenaron los hechos, como fue la paliza a Rodney King, el chofer de taxi, como causa de los disturbios en la zona sur de Los Ángeles en 1992 con 60 muertos, o el Mayo francés de 1968 entre los estudiantes universitarios y liderado por Daniel Cohn Bendit o Danielito el Rojo, hoy un adinerado burgués.

Incluso en Venezuela cuando el asesinato de los diputados paecistas en el gobierno de los Monagas o las multitudes después del arresto de los estudiantes de la generación del año 1928 o la muerte de Gómez. Son hechos causados por una sumatoria de circunstancias que detonan la ira popular sumergida en una cotidianidad adversa.

alt


Las fotos son inéditas de la ira popular a la muerte de Gómez y que hasta ahora no se ha visto que nadie se atribuya el hecho de organizar esa rabia popular contenida. Catarsis solo catarsis como el viejo carnaval. Fuente, aquí

alt


blog comments powered by Disqus
 
OpinionyNoticias.com no se hace responsable por las aseveraciones que realicen nuestros columnistas en los artículos de opinión.
Estos conceptos son de la exclusiva responsabilidad del autor.


Videos



opiniónynoticias.com