Del 23-E al 4-F
Escrito por María Alejandra Malaver | @malemalaver   
Martes, 05 de Febrero de 2019 00:00

altPrimero fue el 23 de enero. Vimos la contundente demostración de fuerza ciudadana en las calles de toda Venezuela.

Miles de venezolanos se movilizaron y afirmaron su firme creencia de la necesidad de un cambio de rumbo para el país. 

Millones de venezolanos, en Caracas, Valencia, Barcelona, Maracaibo, Maracay, San Cristóbal, Coro, en todos los rincones del país salieron de sus casas, se pusieron sus gorras tricolores, flameaban sus banderas patrias y coreaban con fuerza: “Fuera Maduro”. 

Las calles se abarrotaron de personas que respaldaron en asambleas ciudadanas el ascenso a Presidente de la Nación, en calidad de encargado, del diputado Juan  Guaidó. 

Fue una contundente demostración de respaldo ciudadano. Y soy de la posición que esta exteriorización de fuerza no tenía parangón en la historia. 

Y sí, conjugo el verbo en pasado. ¿La razón? Porque la posterior movilización nacional del 2 de febrero fue aún más contundente. Esto pone en la mesa una verdad irrefutable, los venezolanos están decididos a lograr el respeto de la Constitución nacional y el cese de la usurpación de la presidencia de la nación por parte de un ilegítimo Nicolás Maduro. 

El mundo observa como los ciudadanos venezolanos, primero a través de asambleas de ciudadanos, y posteriormente con históricas y sorprendentes movilizaciones, claman por libertad y por la instauración de un Gobierno de Transición. 

Las concentraciones que hemos visto en el país, no son de los mismos actores de siempre, sino que por vez primera vemos a vecinos de comunidades medias y populares, que en el pasado no se movían, participando en estos llamados a la calle que ha realizado en presidente Guaidó. 

Esto tiene más de una lectura política. Los venezolanos están hartos de acciones que no llegan a ningún lado, y están convencidos que estamos frente a la importantísima oportunidad de lograr el mayor objetivo de todos: La Libertad. 

Tanto el 23 de Enero como el 2 de Febrero, los venezolanos lo dejaron claro en las calles del país. Nicolás Maduro está solo, los ciudadanos no lo apoyan. 

Quienes se encuentran en Miraflores, usurpando el poder, no cuentan con el aval de la inmensa mayoría de los venezolanos; lo cual queda palpable en las pírricas concentraciones que han llevado adelante en el país, las cuales no pueden ser comparables a las multitudinarias concentraciones de los demócratas. 

Y, lo que hemos visto hasta ahora es solo el principio. Los venezolanos van a seguir en las calles hasta que Maduro deje Miraflores y acepte que en el país tenemos un nuevo presidente con el apoyo de los ciudadanos, y de los gobiernos democráticos del mundo. 

Mención aparte merece los sucesos del 4 de febrero; justo en el día emblemático de los usurpadores, el mundo reacciona con más fuerza y 14 naciones de Europa reconocen a Juan Guaidó como presidente encargado de Venezuela, lo que reafirma la lucha y obliga a los venezolanos a seguir adelante en este camino de liberación.  

Hoy podemos decir que Venezuela está siendo reconstruida por la ciudadanía en las calles y con el apoyo del mundo. Empero, esto a la par debe llamarnos a la reflexión, tenemos que acelerar los mecanismos de participación y empoderamiento del venezolano de a pie, él debe manejar conceptos, dimensionas y, además, sus voces deben ser escuchadas y tomadas en cuenta. 

El ciudadano debe ser multiplicador del mensaje de lucha, y ser protagonista forma del cambio, desde sus trabajos, desde sus ciudades, desde cada rincón del país. 

Hasta ahora la casta política ha entendido el papel de los ciudadanos, y los ciudadanos han asumido su responsabilidad cívica. Ahora, debemos profundizar la formación del ciudadano para que este aluvión de fuerza no disminuya, sino que se transforme en el inicio de un gran movimiento de renovación y participación ciudadana. 


blog comments powered by Disqus
 
OpinionyNoticias.com no se hace responsable por las aseveraciones que realicen nuestros columnistas en los artículos de opinión.
Estos conceptos son de la exclusiva responsabilidad del autor.


Videos



opiniónynoticias.com