Carro viejo o diputado nuevo
Escrito por Juan Miguel Matheus   
Jueves, 03 de Diciembre de 2009 14:44

altHaciendo alarde de su chispa criolla, Andrés Eloy Blanco solía decir que pocas cosas hacen tanto ruido como un carro viejo o un diputado nuevo. Tal afirmación ayuda a orientar la lucha que librará la oposición el año que viene para “rescatar” la AN. A la pregunta sobre cuál debe ser el programa de la Mesa de la UNIDAD para las elecciones de 2010 y para la actividad parlamentaria de la renovada AN, responderíamos que éste ha de ser, precisamente, el del mayor ruido posible para decir la verdad sobre el chavismo; decir la verdad al legislar y decir la verdad al controlar la acción del Gobierno.

Se trata de lograr que, desde la AN, el bullicio de la verdad acalle al bullicio de las mentiras que sostienen a este régimen. Los cambures en la próxima AN sólo tendrán valor para la lucha democrática si se les convierte en medios para mostrar la verdad.

La experiencia de los países que han sufrido y derrotado regímenes totalitarios demuestra que los puntos de quiebre comenzaron cuando quienes luchaban por la libertad se zafaron de los discursos mentirosos de esos regímenes, cuando empezaron a desmontar la “realidad paralela” impuesta por los discursos oficiales. Nada corroe tanto las bases (in)morales del régimen de Hugo Chávez como la denuncia perseverante de las mentiras sobre las cuales éste edifica su existencia. Sólo así puede ocurrir que, como diría Vaclav Havel a la comunidad cubana de Florida en el año 2002, “salta a la vista que el rey está desnudo y el misterioso resplandor de la palabra libre y del comportamiento libre son mucho más fuertes que el más poderoso ejército, que la policía, que las estructuras de las organizaciones del partido o del máximo poder de la economía gestionada centralmente y centralmente destruida, y de los medios de comunicación centralmente avasallados, los principales cultivadores del lenguaje mentiroso de la utopía oficial.     



En este sentido, la AN puede ser un escenario propicio para destruir la “realidad paralela” que el chavismo ha montado artificiosamente. Una de las funciones primordiales de los Parlamentos es la de servir de caja de resonancia a través de la cual los parlamentarios y los partidos orientan y conforman la opinión pública. La Mesa de la UNIDAD, y con ella todo aspirante a diputado, debe asumir que el ejercicio de la representación de la sociedad venezolana demanda conformar la opinión pública en torno a la verdad sobre el chavismo. No hay programa más necesario ni más eficaz desde el punto de vista político y moral. No hay arma más poderosa. Eso es, además, lo que ansían sedientamente los venezolanos. Esperemos el bullicio.


Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla


blog comments powered by Disqus
 
OpinionyNoticias.com no se hace responsable por las aseveraciones que realicen nuestros columnistas en los artículos de opinión.
Estos conceptos son de la exclusiva responsabilidad del autor.


Videos



opiniónynoticias.com