De las formas de trabajo
Escrito por Alirio Pérez Lo Presti | TW: @perezlopresti   
Lunes, 16 de Septiembre de 2019 00:00

altLas organizaciones tratan de perfeccionar las estrategas para garantizar una mayor productibilidad laboral.

Es bien sabido que el sistema de trabajo que producía mayores ganancias con menores inversiones era la abominable esclavitud. Afortunadamente fue abolida; sin embargo, algunas prácticas y formas de intervinculación entre los sistemas y los trabajadores se le siguen pareciendo, por no decir que en el mundo contemporáneo, siguen existiendo formas monstruosas de seguir haciendo esclavos a los hombres. Desde el tráfico de seres humanos con fines de explotaciónsexual como el mercadeo internacional de los mejores talentos intelectuales. El espectro es casi infinito. 

Esclavos del siglo XXI

Para mí, ser esclavo es tener limitada la libertad. Si mi capacidad de comer, se encuentra supeditada a depender de una caja de comida, no podría sentirme sino como el más mísero de los esclavos. Particularmente porque tendría conciencia de que lo estoy siendo, lo cual duplicaría doblemente mi sufrimiento. En el mundo en que vivimos, las maneras de ser esclavos sobrepasan nuestra imaginación. Es por esta razón que desde lo gerencial, es tema de enorme interés cómo estimular la productividad a la par de generar bienestar en el sujeto que trabaja, no convirtiéndolo en un penoso esclavo del siglo que corre sino en una persona que lleve una vida saludable y haga bien sus labores. 

Bajo esta premisa, la recompensa al trabajador, el incentivo por su labor cumplida y la remuneración que reciba, han de ser piezas claves para que cualquier sistema productivo con un mínimo de peso humano tenga cabida en una sociedad atosigada por tantas historias negras, pesos atávicos de injusticias y desafíos gigantescos por superar. Es una buena práctica y es propio de lo civilizatorio el controvertir la esclavitud moderna. No se corresponde con las aspiraciones de un mundo civilizado y tampoco genera cohesión en las estructuras creadas por el hombre para incentivar la unión, como por ejemplo la familia. Con esclavitud, la familia es la primera afectada. 

Sentido de pertenencia

Me siento perteneciente a aquellas cosas que me motivan a despertarme por la mañana, a los sueños que cada día voy tejiendo y al sentido que me dan las metas que voy alcanzando. Pero me cuesta sobremanera sentirme que soy parte de una institución como tal, porque siento que soy parte de algo inerte y temo que eso pueda contagiarse. La institución, contraria al sujeto, tiende a diluirlo y a tratar de homogeneizarlo. Coacciona su proceder y minimiza sus espacios para hacer uso de su potencialidad de ser libre. Sin embargo, bajo la intención de humanizar el trabajo, permitiendo que el ambiente sea grato y el trato respetuoso, hay lugares en los cuales no he sentido que he estado ejerciendo un empleo sino que se me ha pagado por realizar una actividad que me ha gustado plenamente. De esas maneras de trabajar he tratado de hacer réplica en los espacios en los cuales por una u otra circunstancias, he ejercido el rol de líder.  

De ahí que el sentido de pertenencia al trabajo en equipo, lleva un elemento de vinculación afectuosa o amable con las funciones que uno desempeña, incluso en los empleos más exigentes, como en los espacios en donde debemos tomar decisiones cada día que conllevan a generar armonía y equilibrio, lo cual no es tan difícil de generar pero sí muy dificultoso mantener. 

El arte, para decirlo en otras palabras, no está tan presente en lograr las cosas que aspiramos, lo cual de por sí es un triunfo. El arte está en mantener aquellas cosas que conquistamos, tratar de que se preserven en el curso del tiempo y se enriquezcan conforme avanza el reloj. El arte de ejercer un oficio, inducir a que otros nos sigan en el proyecto y hacerlo lo mejor posible, no solo es un compromiso con una manera de ver la vida sino un acto de profunda gratitud con la oportunidad que se nos ofrece de poder cambiar nuestro entorno. Esa potencial posibilidad tiene que ver con la unión que establecemos entro lo que decimos y lo que hacemos. Tal siempre debe implicar cual, porque predicar con el ejemplo es la mayor demostración de liderazgo. 

Venezolanos por el mundo

Con la catastrófica tragedia venezolana, que ha llevado a un peregrinar de proporciones inimaginables a tantas personas, las maneras más abyectas de control han hecho mella en muchos de mis compatriotas, quienes han tenido que hacer los oficios más penosos y las acciones más humillantes para poder sobrevivir al hambre. Que una cosa de esta magnitud no sea causa de una desgracia natural sino consecuencia de jugar con el destino de los pueblos no puede tener sino una condena eterna por parte de cualquier persona de espíritu sensible. He visto y escuchado tanto, pero tanto sobre las vivencias de compatriotas, que ya casi ninguna historia me parece sorprendente en un maremágnum de calamidades personales que hacen un infierno en la tierra para centenares de miles de mis paisanos. 

alt 

 

 


blog comments powered by Disqus
 
OpinionyNoticias.com no se hace responsable por las aseveraciones que realicen nuestros columnistas en los artículos de opinión.
Estos conceptos son de la exclusiva responsabilidad del autor.


Videos



opiniónynoticias.com